Pandemia aumentará crisis laboral: Conasami

La crisis económica y laboral provocada por la pandemia de covid -19 probablemente mermará lo avances alcanzados en materia de aumento a los salarios mínimos y muchos trabajadores que salieron de la pobreza gracias a la nueva política salarial, regresarán a la miseria, advirtió Luis F. Munguía, director técnico y secretario de la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami).

Durante el Módulo 12 de los Talleres de Capacitación sobre la Reforma Laboral, el experto consideró que es importante notar que sin los avances salariales alcanzados, el resultado final de la crisis sería mucho peor, respecto del impacto de la emergencia sanitaria.

Recordó que 2.6 millones de personas salieron de la pobreza laboral en 2019, debido principalmente a estos incrementos salariales y adelantó la necesidad de continuar con una política similar para recuperar, eventualmente, lo que es el poder adquisitivo de los y las trabajadoras.

Aseguró que pese a lo anterior se cumplirá la meta sexenal y el mandato constitucional de que dos salarios mínimos deberán ser suficientes para la manutención de una familia de 4 integrantes.

Comentó que ya se trabaja en nuevos criterios para la conformación de una nueva canasta básica, la cual será, en adelante, la “canasta digna”.

Recordó que la política de salarios mínimos, impulsada por el Gobierno de México, está enfocada en la recuperación gradual, responsable y consensuada del poder adquisitivo tanto por razones de justicia social como por necesidad económica.

Explicó que el salario mínimo perdió 77 por ciento de su poder adquisitivo debido a una política de contención que tuvo como consecuencias la precarización del empleo, el empobrecimiento y la desigualdad y que aún con los esfuerzos de mejoría salarial la merma del poder de compra es de 69 por ciento.

Uno de los grandes pasos en este gobierno es que, por primera vez el salario mínimo alcanza para una canasta básica, que es la medida de la línea de pobreza individual de Coneval, y abarca tanto bienes alimentarios como no alimentarios.

Recordó que antes del 2019, el salario mínimo alcanzaba solo para el 86 por ciento de esta canasta, para una persona.

Aseguró que el salario mínimo no nada más tiene efectos en las personas que ganan el salario mínimo, sino tiene efectos en las personas que no lo ganan, pero que sus sindicatos o ellos mismos aumentan su poder de negociación y logran mejores incrementos salariales. Desde 2018, los sindicatos han mejorado sus negociaciones colectivas. Esta tendencia continúa y se acentúa en los últimos dos años.

Agregó que, a diferencia de otros años, la Conasami ha dedicado tiempo para hacer estudios, evaluaciones, de cuáles son los efectos que ha tenido los salarios mínimos en las variables macroeconómicas y sociales.

Con información de EXCÉLSIOR.